Perdete
Encontrando


Contactanos

a
Educando para la Paz.

Tiempo de pensar la Espiritualidad.

 

El mundo, frecuentemente sin sentirlo o expresarlo, tiene sed de ideales y de valores
que vamos a llamar morales para no molestar a nadie.
¡Qué noble tarea la de la educación de suscitar en cada persona,
según sus tradiciones y sus convicciones y con pleno respeto de pluralismo,
esta elevación del pensamiento y el espíritu hasta lo universal,
y a una cierta superación de sí mismo!
La supervivencia de la humanidad depende de ello.

Jacques Delors -  La educación encierra un tesoro, 1996.

 

En un contexto, en el cual se impone la necesidad de orar por la paz mundial; no puedo explicarme por qué no exigimos que de una vez por todas,  los gobiernos asuman el compromiso de “educar para la paz”. Sin importar ninguna ideología política o religiosa,  todos y todas debemos involucrarnos en una educación en valores que tanto se necesita para la convivencia social y que el concepto de Competencias1 nos ayuda a pensar en tres ejes:

** Competencias Socio-Emocionales – Propuestas  como consecuencia de reconocer la aplicación práctica de Inteligencia Emocional.

** Competencias para la Paz – Propuestas  a partir reconocer que la dimensión cultural de violencia  y la necesidad de   desnaturalizarla para promover su prevención y erradicación.

** Competencias Espirituales - Propuestas  a partir reconocer la dimensión espiritual del ser humano.

Y si bien mi trabajo se focaliza en el entrenamiento de los dos primeros grupos- de los cuales siempre les comparto información -siento hoy   la necesidad de dar un paso más,  y posicionarme en la dimensión espiritual,  que lejos de todo prejuicio –principalmente  el tuyo y el mío para exigirlo-  y presentarles un aspecto poco conocido de la dimensión espiritual.

 

 

Presentando la Dimensión Espiritual

Quizá no dimensionen, pero les aseguro no me es sencillo ni falto de compromiso escribir sobre la inteligencia espiritual; sea porque soy cristiana y valoro la importancia del tema, sea porque respeto cualquier otra creencia opuesta  a la mía.Por eso, antes de  comenzar hay dos cuestiones claves que es preciso aclararles:

  • El  concepto de  espiritualidad, no  es monopolio de las religiones; es un patrimonio del ser humano.

  • Al plantear un entrenamiento de Competencias Espirituales, debo definir  tres palabras que ayudarán a despojarnos del uso que pueda hacerse de ellas desde cualquier otra perspectiva: teológica, filosófica, psicológica, sociológica, etc. y de todo prejuicio al respecto.


      Por  ESPIRITUALIDAD,  entendemos una dimensión profunda del ser humano, que transciende las dimensiones más superficiales y constituye el corazón de una vida humana con sentido, con pasión, con veneración de la realidad y de la Realidad.

      Por  RELIGIÓN, entendemos a la  adaptación sociocultural de la disposición humana hacia lo absoluto, lo trascendente, que en cada tiempo y espacio le da totalidad y sentido a su existencia.

      Por MÍSTICA entendemos la capacidad de conmoverse ante el misterio de todas las cosas. No es sólo pensar las cosas, sino sentir las cosas tan profundamente, que llegamos a percibir el misterio  fascinante que las habita.


Dicho esto, voy a compartirles el marco teórico para que podamos pensar en entrenar  una competencia espiritual.

      • El concepto de Inteligencia Espiritual.
      • Definiendo Competencias Espirituales-

 

 

La Inteligencia Espiritual.

 

Así como cuando presenté "Competencias Emocionales", fue encesario compartirles la Teoría Inteligencias Múltiples Howard Gardner y la Teoría de Inteligencia Emocional de Daniel Goleman2; en este caso voy a comenzar rescatando aquellos autores que nos hablan de Inteligencia Espiritual.

 

La inteligencia espiritual admite varias definiciones, todas ellas compatibles y complementarias entre sí.  En ese sentido voy a elegir la que ofrece Ramon Gallegos en su libro Inteligencia Espiritual (2006)3 donde la define como la capacidad de ser feliz a pesar de las circunstancias.

El mismo Gardner, en una obra posterior a su presentación de las Inteligencias Múltiples hace una referencia a la inteligencia Espiritual
y la inteligencia existencial:4

La inteligencia espiritual: el la define como una  sensibilidad para lo religioso, lo místico, lo trascendental, inquietud por las cuestiones cósmicas o existenciales.

La inteligencia existencial o la inquietud por las cuestiones esenciales, en el aspecto más cognitivo de lo espiritual es la capacidad de situarse en relación a las más extremas facetas del cosmos y, situarse uno mismo en relación con determinadas características existenciales de la condición humana como el significado de la vida y la muerte, el destino final del mundo físico y psicológico, ciertas experiencias como sentir un profundo amor o quedarse absorto ante una obra de arte.

Robert Cloninger: En el  modelo de personalidad propuesto por el psiquiatra en 1994, ya incluía  dimensión específica a la que llama espiritualidad o auto transcendencia. Esta dimensión se compone de tres áreas fundamentales:

Auto abandono, dimensión en la que se sitúa la abstracción y fascinación desde los sentimientos sobre nuestro papel en la vida, la imaginación y sensibilidad ante la belleza y el arte y la pérdida de límites y fronteras en el espacio y el tiempo.

Identificación transpersonal o de unión espiritual y emocional con los otros, la naturaleza y el mundo: poder identificarse con un Todo en armonía y luchar por un mundo mejor”.

Aceptación espiritual
o aprehensión de relaciones intuitivas de «sexto sentido»: experiencias religiosas y comprensión del sentido real de la vida, el origen, la humanidad, la inmortalidad, etc.

Maslow: Cuando en el ámbito laboral hablamos de motivación, es imposible no recurrir a su famosa  Pirámide donde se plantean una jerarquización de las necesidades humanas.

Al tope de la misma, nos habla de “autorrealización”, definiéndola como un estado espiritual en el que el individuo emanaba creatividad, es feliz, tolerante, tiene un propósito y una misión de ayudar a los demás a alcanzar ese estado de sabiduría y beatitud.

Ken Wilber: propone una espiritualidad integral, que en principio pudiera ser reconocida e, incluso, practicada por creyentes de todas las religiones del mundo sin abandonar su propia esencialidad. Estaría basada en lo que parece ser la universal capacidad humana de aproximarse a lo divino. Sería inclusiva y comprehensiva, contactando con todas las bases de ese algo llamado "espiritualidad".


 

Habilidades de la inteligencia espiritual.


El psicólogo Emmons definiría más tarde lo que se llama la «inteligencia espiritual», que abarca la capacidad de trascendencia del hombre, el sentido de lo sagrado o los comportamientos virtuosos que son exclusivos del ser humano: la capacidad de perdonar, la gratitud, la humildad y la compasión.

Las  Habilidades de la Inteligencia Espiritual según Emmons son:

  • Capacidad de Trascendencia: del mundo físico y cotidiano para tener una percepción más elevada de sí mismo y del mundo circundante. (Como decía Jung” ver la tormenta en el valle desde la cima de una montaña”)

  • Capacidad para entrar en estados iluminados de conciencia, es decir, una experiencia mística acerca de lo sagrado.

  • Capacidad de significar la actividad y los acontecimientos con un sentido de lo sagrado: para él significa ver los acontecimientos con un propósito y con una perspectiva personal.

  • Capacidad de utilizar recursos espirituales para solucionar problemas de la vida, es decir, incorporar en las soluciones la perspectiva espiritual.

  • Comportarse de un modo virtuoso, es decir, el comportamiento consciente a las tareas y responsabilidades de la vida.

 

Danah Zohar os seres humanos somos criaturas de significado. Ella ha descrito a la Inteligencia Espiritual  como la capacidad de reformular y re contextualizar la experiencia y, por ende, la capacidad para transformar nuestra comprensión de la realidad. Por esto, resulta necesario esbozar una propuesta que articule las tres inteligencias humanas, inteligencia racional (CI), con la inteligencia emocional (IE), ya que no sólo pensamos con la cabeza sino también con las emociones y con todo el cuerpo, así como el espíritu nuestras visiones, esperanzas y percepción de significados y valores, inteligencia espiritual (IES). 

Los principales rasgos de la Inteligencia Espiritual según Danah Zohar son:

  • Capacidad de flexibilidad.

  • Grado elevado de autoconocimiento.

  • Capacidad de enfrentar el dolor.

  • Capacidad de aprender con el sufrimiento.

  • Capacidad de inspirarse en ideas y valores.

  • Rechazo a causar daños a otros.

  • Tendencia a cuestionarse sus acciones.

  • Capacidad de seguir sus ideas yendo contra las establecidas o convencionales.

 

Tony Buzan en su obra  “El poder de la inteligencia espiritual”  define a las personas espiritualmente inteligentes como aquellas que:

  • Intentan ser siempre conscientes de la grandiosidad de todo ser viviente y de la inmensa y gigantesca belleza del universo
  • Tienen un amor y un respeto por la naturaleza que surge de una afiliación con la Tierra y de un sentimiento de responsabilidad de actuar como sus guardianes.
  • Están convencidas de que pueden cambiar algo. Todo lo que dicen hacen, crean, saben que afectan a los demás.
  • Poseen unos valores, códigos de conducta internos que dan sentido a sus vidas.
  • Son compasivos y están comprometidos con los demás, se responsabilizan en ayudarles. Comprenden sus causas y  el significado de sus acciones y reacciones.
  • Saben dar y recibir, siendo conscientes de que “ Una gota de agua eleva el océano”.    
  • Tienen sentido del humor.
  • Observan y aprenden de los niños, sin que signifique comportarse como ellos, sino adquiriendo su actitud de energía y entusiasmo ilimitados, amor incondicional, júbilo, espontaneidad, sentido de aventura, confianza y sinceridad.
  • Son conscientes de que los rituales les ayudan a elevarse espiritualmente
  • Buscan la paz, la relajación, un estado donde se reducen las distracciones

Francesc Torralba (Barcelona, 1967) ha dedicado a su estudio un magnífico libro (“Inteligencia espiritual”. Plataforma Editorial. Barcelona. 2010”) en el que destaca que esta inteligencia sería aquella que permite acceder a los significados profundos; plantearse los fines de la existencia; y capacita para afrontar con valor el sufrimiento y las adversidades de la vida, así como para  crear valores; proporcionando habilidades para encontrar el significado y sentido de nuestros actos. Sería un don innato, pero que se debe cultivar mediante la interiorización y la superación del yo. Capacita también para la experiencia religiosa cuando buscamos y encontramos el sentido último, la referencia fundamental de nuestra vida.

Victor Frankl es el fundador de la logoterapia  resalta  de la dimensión espiritual de la persona.  En su obra “El hombre en busca de sentido” el plantea que el  ser humano es capaz de trascenderse a sí mismo. Es un ser libre y espiritual. Lo que le permite superar los condicionamientos biológicos, síquicos y sociales es la capacidad de trascendencia.

Retomando e concepto de Ramón Gallegos, recordemos que él define a la Inteligencia Espiritual como  la capacidad de ser felices a pesar de las circunstancias, es capacidad de trascendencia, de hacer las cosas cotidianas con un sentido de lo sagrado. Es un proceso de discernimiento y experiencia individual a través del cual nos identificamos con los valores universales, y reconocemos que toda vida es sagrada, que todos los seres humanos son hermanos espirituales, que el amor es la naturaleza del kosmos, y que la verdad es, finalmente, una verdad espiritual.

Los principios de la inteligencia espiritual son:

  • Es mejor el amor que el odio
  • Es mejor la verdad que la mentira
  • Es mejor el bien que el mal
  • Es mejor el equilibrio que los extremos
  • Es mejor el conocimiento que la ignorancia
  • Es mejor dar que recibir
  • Es mejor la paz que la violencia
  • Es mejor la atención que la desatención
  • Es mejor la felicidad que el sufrimiento
  • Somos seres espirituales

Características de la Inteligencia Espiritual:

  • Capacidad de ser feliz a pesar de las circunstancias
  • Capacidad de paz interior y ecuanimidad
  • Capacidad de amor universal
  • Capacidad de vivir para servir
  • Capacidad de enfrentar y superar el sufrimiento
  • Capacidad de ser independiente y autónomo
  • Capacidad de resolver problemas de significados y valores
  • Capacidad de conducta ética
  • Capacidad de centrarse en el “porqué” de las cosas
  • Capacidad de discernimiento
  • Capacidad de vivir en un contexto más amplio de significados
  • Capacidad de aprender a ser
  • Capacidad de integración holista de la totalidad

     

    Definiendo Competencias Espirituales.

     

Laa OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo económico)5  como la Unión Europea han establecido lo que consideran que son las ocho  competencias básicas educativas que debe incluirse en la enseñanza básica obligatoria.
De hecho, en nuestro país6 , se plantea esta  serie de competencias básicas, que  los jóvenes deben alcanzar para incorporarse a la vida adulta y al mercado laboral de manera satisfactoria.

De aquí que, el currículo de las áreas o materias de las diferentes etapas educativas obligatorias  fue  diseñado de manera que cada una contribuya, en mayor o menor medida, al desarrollo y adquisición de ocho competencias básicas:

  1. Competencia en comunicación lingüística. 
  2. Competencia matemática. 
  3. Competencia en el conocimiento y la interacción con el mundo físico.
  4. Tratamiento de la información y competencia digital. 
  5. Competencia social y ciudadana. 
  6. Competencia cultural y artística. 
  7. Competencia para aprender a aprender. 
  8. Autonomía e iniciativa personal.

Todos los sistemas educativos actuales declaran de manera explícita perseguir la educación integral, considerada como el nuevo paradigma educativo; a ella no es  ajena la dimensión "trascendente”,  la "religiosa"  y la "mística" .
Sin embargo la sola mención de la idea de  espiritualidad, provoca reacciones muy encontradas y aún no se ha logrado avanzar lo suficiente en el tema.

 

    Descripción: Picture13Para presentarles esta propuesta les comparto el documento publicado por las Escuelas Católicas de Madrid6 y en el cual se propone  sumar a las  ocho competencias básicas,  una competencia para el desarrollo espiritual  que propones cuatro tipos, que, a modo de matriuscas incluyen una a la otra.

    Para cada tipo, se definen rasgos que las califican y que  aportan información para conceptualizar esa esa competencia novena a sumar a las ocho competencias básicas.

     

    1-. Competencia espiritual de búsqueda de sentido (Habla de estar preparado para hacerse preguntas hondas, para asombrarse y comprometerse con la realidad del mundo en el que vivimos).
    Rasgos:
    01. Experimentar y saber identificar y desarrollar experiencias de asombro, misterio y pregunta.
    02. Cuestionar y explorar preguntas sobre significado y sentido.
    03. Desarrollar un autoconocimiento positivo y dinámico, así como aprender a utilizar los sentimientos y emociones como una vía para el crecimiento personal.
    04. Promover el desarrollo personal y el de la comunidad.
    05. Practicar y explorar sentimientos de admiración, corresponsabilidad y cuidado de la naturaleza y el mundo en el que vivimos, así como de contemplación y silencio.
    06. Desarrollar y canalizar vínculos empáticos con las otras personas, en situaciones de injusticia, vulnerabilidad, superación, cooperación.
    07. Expresar sensaciones, pensamientos y reflexiones a través de la creatividad en el arte, la música, la literatura.
    08. Capacitarse para identificar, explorar y elegir los valores propios y comprender los de los demás.
    09. Conocerse y valorar respuestas, interpretaciones y experiencias sobre las anteriores cuestiones de las diferentes religiones y filosofías en la historia de la humanidad, especialmente de las actuales.
    10. Tomar autónoma y conscientemente una opción vital radical, aprendiendo de sus errores y aprovechando sus aciertos, en diálogo con su entorno cercano y lejano.

    2-. Competencia espiritual trascendente (Expresa la inclusión de la dimensión trascendente, del misterio en las preguntas por el sentido y en el compromiso con la realidad.
    Rasgos. A los 10 anteriores hay que añadir los siguientes:
    11. Identificar y conocer qué supone una experiencia de trascendencia.
    12. Conocer, diferenciar y valorar experiencias de personas y movimientos religiosos respecto al misterio, la trascendencia o términos equivalentes.
    13. Tener experiencia en prácticas de meditación y/u oración.
    14. Tener recursos y hábitos para integrar de una manera positiva la experiencia de la trascendencia en diferentes aspectos vitales: desarrollo personal, ética, antropología, cosmovisiones, opción vital radical...
    15. Saber equilibrar las tensiones entre nuestras dimensiones trascendente e inmanente, para el desarrollo personal y comunitario.
    16. Saber expresar de una manera racional y por medios artísticos la experiencia trascendente, sentirse libre de compartirlo en comunidad, con perspectivas inclusivistas, y ser capaz de situar los paréntesis y silencios que también hablen de ella.
    17. Ser capaz de hacer una lectura de la realidad cotidiana con esa experiencia, diferenciarla de la emotividad y analizar cómo potenciar las fortalezas y preparar para nuestras debilidades.
    18. Situar de una manera racional y experiencial cómo afecta a las preguntas y experiencias de asombro y misterio que tenemos en nuestra vida.
    19. Diferenciar entre propuestas materialistas y no materialistas sobre el ser humano.
    20. Ser capaz de comprender la relación entre la experiencia trascendente y el hecho religioso en todas sus dimensiones y elementos.

    3-. Competencia espiritual religiosa (Posibilita las habilidades para saber qué tipo de respuestas y aportaciones se han realizado desde las diferentes religiones). 
    Rasgos. A los 20 anteriores hay que añadir los siguientes:
    21. Conocer la estructura del hecho religioso, al menos, en perspectivas fenomenológicas e históricas.
    22. Identificar los símbolos, procesos y propuestas de las diferentes religiones, saber expresar sus ideas y experiencias clave, los tópicos en torno a ellas y las diferentes sensibilidades que contienen.
    23. Conocer, valorar y situar las aportaciones positivas y negativas de las religiones en la historia de la humanidad, siendo capaz de estudiarlas en su contexto histórico y relato vital.
    24. Entender, dialogar y desarrollar las respuestas e interrogantes adicionales que sobre cuestiones de sentido, misterio, asombro, trascendencia tienen las diferentes religiones.
    25. Dialogar, conocer y estudiar los elementos de la crítica a la religión y las religiones, diferenciando los aspectos que han hecho avanzar la reflexión sobre el hecho religioso, de los demasiado contextualizados o injustamente atribuidos.
    26. Ser capaz de entender, comprender y situar las manifestaciones y la influencia del hecho religioso en el arte, la música, la literatura...
    27. Conocer y tener experiencias en prácticas de meditación y/u oración de las diferentes religiones, así como de contemplación e integración con el medio natural.
    28. Conocer y valorar la opción agnóstica y atea, situar sus razonamientos y experiencias, así como sus aportaciones.
    29. Practicar, situar y desarrollar el valor de las religiones como mediadoras para la paz, la justicia y el encuentro diverso y multicultural, así como la reflexión ética sobre el ser humano y su relación con el mundo, el tiempo en el que vivimos y su compromiso con las generaciones venideras.
    30. Ser capaz de encontrar una relación entre la religión propia y otras opciones religiosas que ayuden a fortalecer la de cada uno, a darle madurez y a mejorar continuamente la opción personal espiritual y religiosa.

    4-.
    Competencia espiritual cristiana.
    A los 30 rasgos anteriores se le deben añadir los propios de la propuesta cristiana en acciones específicas (por ejemplo, en las clases de religión o en las aportaciones de los profesores cristianos) y en los procesos de pastoral.

 

 

Si bien este texto puede parecer  muy técnico, creí  imprescindible compartirlo  para que visibilizar un aspecto poco conocido de la espiritualidad y los fundamentos que el mismo propone para involucrarnos  en la política educativa y pedir  un mayor compromiso en la formación de las nuevas generaciones.

En ese sentido, vale recordarles que cuando se habla de Educación para la Paz , no podemos reducir esto al ámbito escolar y/o familiar; pues eses un proceso que dura toda la vida y afecta a todos los componentes de la sociedad.
En ese sentido, nunca olvidemos pensar a la necesidad de la  Educación para la Paz, en tres niveles:

    • Necesidad de generar debate político e institucional, comprometiendo fundamentalmente a los medios de comunicaciòn.
    • Necesidad de promover la creación y difusión de material didáctico y preventivo.
    • Necesidad de comprometer a toda la población con la educación espiritual.

 

 

Fabiana Andrea Mendez

 

Y no olvides encontrarme
en las Redes Sociales

Dos propuestas temáticas diferentes, con identidad propia,
que debes al menos darme la oprtunidad de concoer.


* - Perdidos en Encontradores
Yo no busco, encuentro.
¿Y vos?

Fuentes de Información

1- Entrenando Competencias Socio-Emocionales (Páginas 5 al 9)
E-book - Fabiana Andrea Mendez.
2- Entrenando Competencias Socio-Emocionales (Páginas 10 al 15)
E-book - Fabiana Andrea Mendez.
3 -
Inteligencia Espiritual.
Gallegos, Ramón - Editorial Fundación para la Educación Holista, Guadalajara.
4 -
La inteligencia reformulada: las inteligencias múltiples en el siglo XXI
 Howard Gardner, Paidos Iberica, 2003 - capítulo IV y V
5 -  Organización de cooperación internacional, que  se ha constituido en uno de los foros mundiales más influyentes, sobre temas de economía, educación y medio ambiente.
- Educ.ar - El Portal Educativos del Estado Argentino -
Las competencias básicas en la educación -
7 -Federación Española de Religiosos de Enseñanza que agrupa a las Órdenes, Congregaciones e Institutos religiosos titulares de centros educativos en España.






 

 

Ingrese su email si desea recibir nuestros Newsletters:




www.encontradores.com.ar
Comunidad Encontradores - Ciudad de Buenos Aires Argentina
comunidad@encontradores.com.ar
Sitio optimizado 1024x768
© Copyright  2010  Encontradores by Fabiana Andrea Mendez
Consultas y Sugerencias