Perdete
Encontrando


Contactanos
Durmiendo con el enemigo
Esclavos del ego

El 2 de diciembre se celebra el "Día Internacional para la Abolición de la Esclavitud",
y, muchas veces lo aprovecho para denunciar un tipo de esclavitud invisibilizada,
la cual siento causante de la mayor violencia que puede manifestarse,
cuya raíz está en nuestro interior.

Una vez, alguien me dijo que no importaba cuanto hiciese por superarme,
pues siempre faltaba mucho más.
- "Cuando creíste lograrlo, perdiste" - sentenció. - "Tu ego siempre ganará la partida"-

Al escucharlo, mi primera reacción fue ambigua: me divirtió ese comentario y me conmovió a la vez.
Lo sentí exagerado y extremista, cómo mi ego podría conmigo.
Aunque no pensarlo... ¿no hablaba ya de una batalla perdida?

Por entonces, yo venía de varios intentos por limitar mi ego, con lo que entendía muy buenos resultados: había aquietado mis impulsos, mejorado mi omnipotencia, construido vínculos más sanos, y puesto el foco en mi interior. Al punto de creer, que estaba próxima a lograrlo.
Sin embargo, ante el rpimer desafío , se desmoronó esa idea.
Era tiempo de enfrentar lo difícil que resultaba la convivencia con el ego,
sintiéndolo tan propio y ajeno a la vez.

"Quien esté libre de su ego, que arroje la primera piedra",
es un buen modo de replantear el juego,
ya sin la ilusión de que ganar o perder fuese un resultado.
Focalizados en
"seguir participando" y evitar así caer en la hipocresía de los "superados";
tan funcional a la vitoria del ego,
como el desconocimiento de la violencia interior que él desencadena.

Construyendo la definición de ego.

Al hablar de ego, al menos desde mi perspectiva, cualquier definición de las que abundan resulta insuficiente, comenzando por la que nos aporta la Real Academia Española, que voy a utilizar paracomenzar a constuir un concepto:

(Del lat. ego, yo).

1. m. Psicol. En el psicoanálisis de Freud, instancia psíquica que se reconoce como yo, parcialmente consciente, que controla la motilidad y media entre los instintos del ello, los ideales del superyó y la realidad del mundo exterior.

2. m. coloq. Exceso de autoestima.

Partiendo de aquí, podríamos decir entonces que por un lado se asocia al ego al yo y al mundo de la conciencia, y por otro a un exceso de estima personal, dos puntos que necesariamente debemos cuestionar

El ego en tanto yo en la psicología.

Para la Psicología, el ego reviste aquella instancia psíquica en la cual una persona se reconoce como un yo único y toma conciencia de su propia identidad. En este caso el ego, es tomado como el punto de referencia, permitiéndonos un equilibrio entre el mundo que nos rodea, los ideales más elevados que se nos imponen y el mundo más primitivo de nuestros deseos.

El ego tiende a evolucionar con la edad, intentando conciliar los deseos de la manera más realista posible y acercándolos a las exigencias de cualquier ideal fijado.

Pero para entender esa evolución, debemos primero revisar su constitución, que se remonta al momento de nuestra concepción donde, cómo no sabemos ni quiénes somos ni que deseamos, optamos por reflejar deseos, necesidades, sentimientos, frustraciones, ideales que van desde nuestro entono más íntimo (padres) hasta de la sociedad y la cultura que nos recibe.

El ego es ante todo un reflejo, un reflejo de las expectativas de los demás.
Si fuimos amados, deseados y llamados a ser grandes nuestro ego saldrá fortalecido y si fuimos despreciados, rechazados o maldecidos, nuestro ego saldrá debilitado.

En ambos casos, y más allá de las historias diferentes que podemos contar condicionadas por cada uno, hay un eje comúnů

El ego nunca habla de nosotros,
son los otros los que hablan a través de él.

Y cuanto más crecemos, más se fortalece el "ego-reflejo" con las múltiples opiniones y miradas de nuevos otros (maestros, amigos, jefes, parejas, hijos, etc.) que van contribuyendo a construir una falsa identidad, que paradójicamente es lo más auténtico que tenemos.

Nada mejor para describirlo que la pregunta formulada una canción popular: "¿Qué ves cuando me ves, cuando la mentira es la verdad?".

La mentira es ese personaje que se relaciona de ego a ego,
que muestra lo más real de nuestra constitución subjetiva.

El ego, lejos de ser algo propio, es una construcción social, y como tal puede ser fácilmente controlada y manipulada: nada más funcional que egos felices sintiéndose queridos o egos desgraciados faltos de atención.

Apoyarnos en el ego - sea desde el ideal de conocerlo o de controlarlo - resulta siempre una ficción que denuncia (o anuncia) un profundo conflicto interno, protagonizado por la omnipotencia (contracara de la autoesima) y cuya resolución siempre es violenta.

Ego vs. Autoestima

No falta quienes, como el diccionario de la RAE, asocian el ego al exceso de autoestima. En mi opinión, por el contrario, si de algo nos habla el ego es de un bajo nivel de autoestima; o un alto nivel de omnipotencia como prefiero llamarlo.
Lamentablemente muchas personas creen que un exceso de autoestima es negativo. Nada más lejano a esa creencia: la alta autoestima, en tanto incluye conocimientos, valoraciones, emociones y acciones que determinan nuestra manera de ser, estar y hacer; siempre es beneficiosa.

Lo negativo, es evitar la angustia por enfrentar que lo que creíamos propio no nos pertenece, refugiándonos en la apariencia de autoconocimiento, autoaprecio y auto aceptación.

Quienes hacen esto, utilizan mascaras o disfraces de autoestima; propios de la omnipotencia, o mejor dicho de la "ilusión de omnipotencia".
No olvidemos que si de algo nos habla "la omnipotencia", es de la creencia de un imposible, y en ese sentido la impotencia se impone como la contracara de la moneda.

De esta manera, la persona alterna entre momentos de bienestar y malestar según la polaridad (omnipotencia/impotencia) predominante;
lo cual necesariamente repercute en su entorno,
repercusión que tarde o temprano propone un vínculo violento.

¿Controlar al ego o deshacerse de él?

Siguiendo una lógica racional, debería plantear el tema, recordando que el ego forma parte de nosotros, y desde esa óptica, es imposible luchar contra él como si fuese un enemigo.

Si lo hiciésemos, atacaríamos algo que nos perteneces,
aunque fuese sólo una ilusión que constituyó nuestra realidad.

En ese sentido, me apoyaría en diversas corrientes filosóficas que fundamentan que lo real sólo puede llegar a conocerse a través de lo falso y diría que conocer el ego es una necesidad para conocer la realidad de nuestro ser.

Deberíamos entonces profundizar en él, educarlo y trascenderlo para llegar a un conocimiento de lo que realmente somos.

Sin embargo, en este punto, prefiero citar al Prof. P. Krishna (Ex Rector del Centro de Educación de Rajghat, Fundación Krishnamurti India) porque él propone un giro importante en el tema y nos ayuda a dimensionar la relación entre el ego y la libertad.
Al plantear el tema, él nos propone una reflexión más crítica, que les transcribo textualmente:

************************************************************************

-. ¿Existe realmente el ego como una realidad en la naturaleza,
o es una ilusión en el sentido de que es meramente
una creación de nuestra propia imaginación?
De la respuesta a esta pregunta,
dependerá lo que queramos hacer con él.

*Si el ego es algo que realmente existe en la naturaleza, entonces debemos aprender a lidiar con él y los problemas que crea. Entonces necesitamos estudiar como manejar el ego, aprendiendo a conducir nuestras formas en la sociedad a fin de ser exitosos.

*Pero lo que estamos explorando aquí es algo completamente diferente. Estamos explorando si es posible disolver el ego, a través del entendimiento del proceso que lo forma, para que no tengas que manejarlo. Así la libertad es algo totalmente diferente del manejo del ego, o el refinamiento del ego

La más sofisticada, la más educada persona expresa su ego en una forma refinada, en una forma más sofisticada que una persona no educada.
Pero interiormente no hay una tremenda diferencia entre los dos individuos.
Por otra parte hay una tremenda diferencia entre la persona que es libre del ego y la que está atrapada en él.

Y es en este punto, dónde él se hace una nueva pregunta, que determina las posibilidades de esta libertad:- ¿es posible vivir sin ninguna imagen? -

" Ser completamente honesto, ser yo mismo, independientemente de lo que la gente piense sobre.Permita que su esposa o su amigo sepa exactamente cómo es usted, con todas sus debilidades y sus defectos y las llamadas virtudes y logros y que decidan si desean continuar con usted o no. No quiero pretender que esa persona permanezca conmigo amigablemente, porque he visto la complicación que resulta de tal pretensión. Reduce la calidad de nuestra vida. Crea un conflicto entre lo que yo soy y lo que yo deseo que otros piense sobre lo que yo soy. Esa imagen es sólo una cosa imaginaria, que no es realmente la realidad del yo, y por tanto basada en la ilusión. El ego, esa división, proviene de la imagen, no del hecho.
El ego surge de la manera en la que yo enfoco la vida. Es fácil ver que mi casa no crea el ego en mí, sino que creo al ego en relación a mi casa.
Surge si yo me siento apegado a ella y se convierte en algo muy posesivo. Y parece que es verdad en todo. Puedo enfocar todo en forma no egoísta o puedo enfocarlo egoístamente. Puedo hacer mi trabajo no egoístamente y puedo hacer el mismo trabajo egoístamente.
Por tanto el ego no es la actividad. Radica en la forma en la que miro esa actividad y me involucro en esa actividad. Lo que significa, necesito vigilar mi motivo. ¿Con qué motivo me estoy relacionando, con qué motivo estoy haciendo mi trabajo? Un científico puede estar trabajando 16 horas diarias en su laboratorio, porque desea aprender sobre el espacio, desea aprender cómo el sol ilumina y por qué el cielo es azul. Ese es su interés, ésa es su pasión, eso es lo que él quiere aprender. En eso, no hay ego. Pero en el momento en el que empieza a sentir que debe ser el primero en descubrirlo, que desea hacer esto a fin de conseguir el Premio Nobel, la misma actividad se convierte en una actividad del ego, porque no lo está haciendo por el gusto de aprender, lo está haciendo por un resultado, por un reconocimiento. Por lo tanto el ego es muy sutil y nadie más puede realmente saber qué motivos tiene".

Hay un diálogo interesante entre Arjuna y el Señor Krishna en el Bhagavad Gita. Arjuna le pregunta a Krishna, ¿cómo es el  hombre liberado? ¿Cómo duerme, cómo trabaja, cómo vive? Y Krishna le dice, él vive exactamente como cualquier hombre ordinario, él trabaja como cualquier hombre ordinario y él duerme como cualquier hombre ordinario, y sin embargo, no es la misma cosa porque no lo hace por las mismas razones. Es sólo la diferencia interna del motivo que distingue si es un proceso del ego o si no es un proceso del ego. Por tanto no es un asunto que tenga que ver con lo que hace o con lo que no hace, sino cómo enfoca lo que está haciendo y cómo enfoca lo que no está haciendo.

************************************************************************

Está visión, más radical si se quiere, es una propuesta de libertad,
basada en una elección personal.
Desde esta perspectiva, no importa ya cuánto pueda violentarnos el afuera,
pues la "respuesta violenta" no es natural.
La violencia es aprendida, y por lo tanto puede modificarse en la medida en que "desaprendamos " y "re-aprendamos"
el modo en que enfocamos los hechos.

A modo de cierre les copio un texto o extraído del libro "Ami, el niño de las estrellas" del autor Enrique Barrios, que entiendo muestra claramente la peor cara del ego:

"El ego es una falsa idea acerca de nosotros mismos, un yo falso. Mientras mayor es el ego, mas importantes nos creemos frente a los demás.
El ego nos hace sentir autorizados para menospreciar, dañar, dominar
y utilizar a los demás; para disponer de sus vidas inclusive.
Como el ego es una barrera al amor,
nos impide sentir ternura, compasión, cariño, afecto... amor.
El ego nos insensibiliza ante la vida, es alimentado por falsas ideas, por apreciaciones erradas acerca de nosotros mismos, de los demás y de la existencia. Fíjense: ego-ísta, se interesa por sí mismo y no por los demás. Egó-latra, no adora a nadie más q a sí mismo. Ego-tista, habla sólo de sí mismo. Ego-céntrico, piensa que el universo gira alrededor de su persona.
La evolución humana consiste en la disminución del ego,
para que crezca el amor."

Premiamos tu Compromiso

Si te gusta lo que hacemos, colaborá con nosotros
y te premiamos por hacerlo con un Test Personalizado
R
egalo de Encontradores

Click Aquí para conocer los Test on-line

Informate


Cuento Zen
sobre el ego

El primer ministro de la dinastía Tang era un héroe nacional por su éxito como estadista y líder militar.

Pero a pesar de su fama, poder, y riqueza, se consideraba a sí mismo como un humilde y devoto budista. Visitaba a menudo a su maestro preferido de Zen para estudiar bajo su instrucción, y parecían llevarse muy bien. El hecho de que era primer ministro no tenía, aparentemente, ningún efecto en su relación, la cual parecía ser simplemente una de un reverendo maestro y un respetuoso estudiante. Un día, durante su usual visita, el primer ministro le preguntó al maestro:
- Su reverencia, según el Budismo ¿qué es el ego? La cara del maestro se puso roja, y en un tono de voz muy condescendiente e insultante, increpó a modo de respuesta:
- ¿Qué clase de pregunta estúpida es ésa?
Esta imprevista respuesta conmocionó tanto al primer ministro que llegó a fruncir el ceño y a enfadarse.
Entonces el maestro de Zen sonrió y dijo:
- Ésto, su excelencia,
es el ego.


Autoestima y Creencias
On Line
Te proponemos
una Actividad para
Conocer tus Creencias
para Fortalecer tu
Autoestima



Frases sobre el ego

*Al decir del ego un huracán es un fenómeno devastador, pero en lo que refiere al universo, es un evento absolutamente natural, un eslabón en la cadena sin fin de causas y efectos. El universo, al no tener ego, continúa su existencia sin emitir juicios sobre huracanes o brisas del océano.
Han Shan

*La mentira mayor es el ego.
Alejandro Jodorowsky

*Las personas con un gran ego necesitan ser el centro de atención, ansían reconocimiento y les preocupa muy poco los demás. Por el contrario, una saludable autoestima nos permite respetar nuestros propios deseos y también los de los demás.
Andrew Matthews

*El ego es como tu perro. El perro tiene que seguir al amo y no el amo al perro. Hay que hacer que el perro te siga. No hay que matarlo, sino que domarlo.
Alejandro Jodorowsky



El ego en la empresa

Más de un tercio de todas las decisiones de negocios son tomadas por el ego. De acuerdo con una encuesta de BusinessThink (businessthink.biz), dirigida por Paul Nutt, el 81 por ciento de los gerentes llevan a cabo sus decisiones por decreto o persuasión,
no por el poder o relevancia de sus ideas.

Es así como podemos sostener que el ego no se debe subestimar como un tema sutil que pertenece al ámbito de los filósofos. Es más, hay evidencias suficientes que demuestran que nada puede resultar peor para una empresa que el ego de sus gerentes. Uno podría preguntarse y quizá cuantificar, ¿cuánto le cuesta a la empresa el ego de sus directivos? Las mejores ideas frecuentemente no son las aplicadas en las compañías porque las personas no dejan sus egos en la puerta antes de entrar a una reunión. Incluso las grandes ideas usualmente son debilitadas y comprometidas con el propósito de preservar el ego de alguien que generalmente es el jefe. Muchas veces las grandes reflexiones son sacrificadas en pos del ego: Ponerse a la defensiva, en vez de realmente explorar una visión contraria, es lo que sucede habitualmente. Las personas se atrincheran para probar que ellos están en lo correcto y los demás equivocados. Y lo peor es que muchas veces no hay conciencia de que lo que impulsa este comportamiento tiene que ver con la arrogancia e inseguridad más que con buscar una mejor empresa.

"Aprendamos
a Aprender"

- Actividad on Line Gratuita-
Te proponemos de participar
de una Actividad Gratuita que incluye una devolución personalizada **********************
Bienestar Emocional, Desarrollo del talento
y Recursos Creativos

y otros Talleres de
Desarrollo Personal

**********************

Oratoria, Resolución de Conflictos- Negociación e Inteligencia Emocional ; Comunicación Efectiva e Introducción al coaching
y otros Talleres de
Desarrollo Laboral
- Actividades On Line -
Informate

Fuentes de Información

* El ego es una ilusión
Prof. P. Krishna-
Varanasi 221001, India.
* Las Mil y una
Caras del Ego

Marcela Rossi - Desafío Empresarial.
Ami, el Niño de las Estrellas
Enrique Barrios.
*Yo, Ego, Si - Mismo.
Isidoro Vegh

*Fortalecer la Autoestima.
* La Hipocrecía de los Tolerantes.
*Aprendiendo a Desaprender

Web de Encontradores.

    

En lo personal, en un momento donde tanto se habla de la violencia social,
siento importante poner el foco en lo individual:
Asociar el ego a un conflicto interno responsable de acciones y reacciones violentas;
es un buen modo de hacerlo.

En este contexto, el camino para librarnos del ego,
transita en un re-aprendizaje contínuo; más aún,
si decidimos rechazar la tentación de educarlo o domesticarlo.

No sea cosa que, en plena celebración de la independencia,
el "muy jodido" , finalmente nos gane la partida.

Fabiana Andrea Mendez

 
Ingrese su email si desea recibir nuestros Newsletters:

www.encontradores.com.ar
Comunidad Encontradores - Ciudad de Buenos Aires Argentina
comunidad@encontradores.com.ar
Sitio optimizado 1024x768
© Copyright  2010  Encontradores by Fabiana Andrea Mendez
Consultas y Sugerencias