Home Encontradores

Días para recordar

Hay días en los cuáles padezco una mirada cíclica de mi vida. Como si el destino se ensañase en dar por cierto el “Mito del Eterno Retorno”, que tan bien Nietzsche supo desenterrar y manipular para condenarnos a la obscuridad de la repetición.

Son días en los cuales hechos, ideas, sentimientos o fantasías vuelven una y otra vez, disfrazados de novedad. A pesar mío, una mochila que hubiese preferido dejar atrás, vuelve al aquí y ahora imponiendo su tristeza. Tristeza que no duda en decolorar todo lo que encuentra en su paso triunfal.

Entonces es inevitable no llorar un destino conocido.
Entonces es inevitable no desear nacer de nuevo.
Entonces es inevitable no rogarle a mi Dios supremo, que cada mañana al despertar,
me susurre ese destino incierto que eligió regalarme una vez más.



Ingrese su email si desea recibir nuestros Newsletters:

Home Encontradores
Coach
Actividades
Novedades
Textos
Eventos