Previniendo el dengue

Mejor tarde que nunca

Lamentablemente, hace falta que un tema "explote" en nuestro país, para que se hable de prevención.
Y lamentablemente , una vez más, escuchamos el reclamo de que la política pública, "evite lo evitable", algo que a esta altura parece milagroso.

Si bien es mucho lo que en estos días se viene hablando sobre el dengue, la discución meidática y política - a mi gusto- se torna inconducente y nos distrae de la gravedad de las consecuencias de actuar tarde y apagando incendios.

¿Qué si es un bote o una epidemia?
¿Qué si el mosquito es autóctono o se lo ha importado de otra ciudad?
¿Qué si los casos informados son confirmados, probables o sospechosos?
¿Qué si la muerte es producida por la fiebre del dengue, la fiebre hemorrágica del dengue o el shock hemorrágico?

Hoy por la mañana lo escuché por radio a Jorge Gorodnerel -director del Instituto de Medicina Regional de la Universidad del Noroeste- quien sostuvo que hace ya tres años , ellos empezaron a decir seriamente que Argentina se iba a ver comprometida en relación al dengue, y que lo único que se tomaron fueron medidas aisladas.

- "Acá el problema es la falta de previsión, la falta de responsabilidad y la falta de conocimiento" - afirmó el especialista, muy enojado al respecto.

Como aprendizaje, creo fundamental, aprovechar esta experiencia, para replantearnos lo que exigimos en términos de salud, que no se reduce a ignaugurar hospitales, comprar un tomógrafo o autorizar exepcionalmente medicamentos de alto costo. Se trata de una visión integral que no piense la prevención sólo en momento de crisis, que escuche a los que saben y tomen medidas a tiempo.

Por nuestra parte, y por tratarse de un tema tan complejo del cual se habla permanentemente, más allá de transcribirles aquí las medidas básicas de prevención individual, nos pareció oportuno prepararles un informe completo del tema, sencillo de leer, que va a ayudarlos a tener una información confiable al respecto, el cual pueden solicitarnos a consultas@construyamossalud.com.ar

Medidas de protección de los mosquitos que transmiten del Dengue:

Como los mosquitos pican predominantemente en las mañanas y al atardecer, se debe procurar no permanecer al aire libre en  estos horarios, si no es así se recomienda:

- Si se halla en áreas donde hay mosquitos se debe usar ropa de tela gruesa, de preferencia camisas de manga larga y pantalones largos.
- Procure que la ropa que utilice sea de colores claros.
- En la piel que no está cubierta por ropa, aplique una cantidad moderada de algún repelente contra insectos.

Control ambiental de la vivienda: Requiere eliminar o controlar los hábitat larvarios donde el mosquito pone sus huevos y se desarrollan los mosquitos inmaduros. Algunas de las medidas de control ambiental son:

1. Ordenar los recipientes que puedan acumular agua; colocarlos boca abajo, o colocarles una tapa.
2. Realizar perforaciones en la base de las macetas para el drenaje del agua.
3. Revisar todas las áreas, jardín o cualquier espacio abierto de la vivienda, evitando que por su forma, tanto plantas o troncos, se conviertan en recipientes de agua de lluvia.
4. Si hay floreros dentro o fuera de la casa, se debecambiar el agua cada tres días.
5. Se debe constatar si en los recipientes donde hay agua estancada existen larvas. Si se detectan, hay que eliminarlas, procediendo de la siguiente manera:
a. Lavar y cepillar fuertemente una vez a la semana los recipientes en donde se almacena agua: cubos, palanganas, tanques, etc.
b. Taparlos sin dejar pequeñas aberturas para evitar que los mosquitos entren a dejar sus huevos.
c. Se pueden criar peces en los depósitos donde el agua se acumula, para que se alimenten de las larvas.
6. Cortar o podar periódicamente el pasto del jardín.
7. Colocar el larvicida recomendado por la Secretaría de Salud en los recipientes donde se acumule agua.
8. Destruir los desechos que puedan servir de criaderos (triturar los cascarones de huevos, perforar latas vacías, enterrar llantas).

 


¿Qué es el Dengue?

El Dengue se encuentra en el grupo de enfermedades infectocontagiosas virósicas, que para su transmisión necesitan de un medio biológico (llamado vector), en este caso un mosquito de la especie Aedes Aegypti, que es una de las que circula con mayor frecuencia en el continente americano..
El virus del dengue persiste en la naturaleza mediante un ciclo de transmisión
hombre mosquito.
Luego de una ingestión de sangre infectante, el mosquito puede transmitir el virus después de un período de 8 a 12 días de incubación extrínseca dependiendo de la temperatura ambiental.



C
ausas del aumento de casos de Dengue

•  Aumento en la densidad de las poblaciones urbanas.

•  Aumento de la población de mosquitos en zonas urbanas (abastecimiento de agua deficiente, prácticas tradicionales de conservación de agua, falta de recolección de basura domiciliaria).

•  El aumento de medios de transportes en zonas urbanas, facilita el desplazamiento de personas infectadas.

•  Déficit en la información del Sistema de Salud a la población.

•  Falta de infraestructura en el saneamiento de zonas de agua estancada. 




¿Cómo se propaga el dengue?

La enfermedad se propaga por la picadura de un hembra de mosquito infectada, que ha adquirido el virus al ingerir la sangre de una persona con dengue. El mosquito infectado transmite entonces la enfermedad al picar a otras personas, que a su vez caen enfermas, con lo que la cadena se perpetúa.
Como no hay manera de saber si un mosquito transporta o no el virus del dengue, la gente debe tratar de evitar toda clase de picaduras.



¿Dónde asesorarse?


El Ministerio de Salud de la Nación estableció, desde el 31 de marzo, puestos sanitarios en las terminales de ómnibus de Retiro y Once para orientar a pasajeros que viajen hacia o desde las provincias y países con dengue autóctono. También habilitó la línea 0800-222-1002
para consultas.
La provincia de Buenos Aires habilita, desde el 1 de Abril, el 0800-333-8876

 

 

 

La fiebre alta, el dolor de cabeza, los dolores musculares y articulares, las europciones cutáneas, la inapetencia, las dificultades en el sentido del gusto, las nauceas, vómitos o hermorragias, pueden ser algunas síntomas de las tres manifestaciones de la enfermedad.
Lo importante es consultar al médico, no por aumentar una paronoia generalizada que poco ayuda en estos casos, sino porque más allá del dengue, sentirse mal siempre requiere que pidamos ayuda y actuemos en forma temprana a favor de nuestra salud y calidad de vida

Fabiana Andrea Mendez

Ingrese su email si desea recibir nuestros Newsletters: